PDF: Biberón y Salud Bucal Infantil - 5 Consejos a tomar en cuenta


El biberón representa para muchos padres una herramienta cómoda para alimentar al bebé, sin embargo desde el punto de vista de la salud integral del niño, no se debe recomendar su uso.



En relación a la salud bucal, el uso prolongado del biberón se ha relacionado con mayor adquisición de hábitos de succión no nutritivos (chupón y dedo), malas mordidas (maloclusiones) y especialmente, caries dental.



Antiguamente, la caries de la primera infancia se conocía como 'caries de biberón'.

Para evitar la caries dental y las malas mordidas, se recomienda a los padres y cuidadores los siguientes consejos: 

1. Ofrecer los líquidos en vaso, taza o cuchara. De utilizar el biberón, que sea sólo para ofrecer leche.

2. No agregar azúcar, cereales, chocolate en polvo o miel al biberón. 

3. Limpiar los dientes del niño antes de acostarlo, para niños menores de 2 años utilizar una gasa estéril con solución diluida de agua oxigenada y aplicaciones tópicas de flúor en baja concentración. Para niños con capacidad de escupir, utilizar pasta dental con baja concentración de flúor (Solicite asesoría de su dentista). 

4. A partir de la salida de los dientes superiores, no ofrecer el biberón como calmante (ni de madrugada) y evitar que el niño/a se quede dormido con el biberón de la boca. 

5. Cambiar el biberón por una taza o vaso hacia el año de vida y retirarlo como máximo a los 2 años.


En caso los padres ya optaron por el biberón, se sugiere retirarlo lo antes posible por la salud bucal del niño.



No hay comentarios.

Deja tu comentario, gracias por visitar Odontofarma